Proporcionalidad con batidos de cacao

Esta actividad está pensada para trabajar la competencia matemática en relación a la proporción y la regla de tres. Con ella vamos a  introducir a los alumnos/as en en el concepto de proporción a partir de los contenidos que ya conocen.

Descripción:

Vamos a echar en vasos leche con distintas cantidades de cacao, para posteriormente  determinar cúal nos parece la más apetecible según el aspecto y  el sabor, para posteriormente averiguar matemáticamente qué cantidad de cacao deberíamos echar en cantidades de leche mayores, sin necesidad de realizarlo en la práctica.

Material que necesitamos:

1 bote de cacao soluble (instantáneo a ser posible) 2 litros de leche, vasos de plástico de 100 cc (si usamos vasos de mayor capacidad necesitaremos más cantidad de leche), cucharas de plástico, pajitas de plástico y rotulador que pinte en el plástico.

Realización:

Pediremos a los alumnos/as que tomen nota de todo el procedimiento que vamos a realizar y de las cantidades y unidades con las que trabajaremos.

1.- Hacemos grupos de 4-5 alumnos/as y a cada uno le damos un vaso de 100 cc, una cuchara de plástico y una pajita.

2.- Pedimos que numeren los vasos del 1 al 5. Este número nos indicará el número de cucharadas de cacao que hemos puesto dentro.

proporcion1

3.- Llenamos los vasos a la mitad de su capacidad (50 cc), reservando un litro de leche para el final.

4.- Echamos tantas cucharadas rasas de cacao como indique el número del vaso.

proporcion2

5.-  Movemos la mezcla y decidiremos cuál de todas tiene mejor aspecto.

proporcion3

6.- Con su pajita cada miembro del grupo irá probando de todos los vasos del grupo y entre todos decidirán cuál de todos los vasos es el que está mejor elaborado.

proporcion4

A continuación, se trata de representar mediante una fracción la cantidad de cucharadas de cacao por cc de leche y mediante una equivalencia que averigüen qué cantidad de cucharadas necesitaríamos para un cartón de 1 litro de lec he o una cantara con 50 litros, de tal forma que el sabor fuese  el mismo que buscamos.

Una vez calculado la cantidad que necesitaríamos para un litro, ponemos esas  cucharadas en el litro de leche que hemos reservado, y finalmente saborearíamos la nueva mezcla para ratificar que sabe lo mismo que la inicial.

A partir de aquí se trata simplemente de extrapolar esa situación a otras de la vida normal y ver la importancia que tiene respetar las proporciones para que las nuevas muestras sean siempre exactas y con las mismas propiedades.

​Si compartes este material:

​Nuestro material está bajo licencia Creative Commons BY-NC-SA 3.0 (c​lic para saber más)​​, bajo ​las condiciones de esa licencia ​puede ​​COMPARTIRLO en las ​REDES SOCIALES, WEB Y BLOG, pero ​en estos dos últimos casos enlazando al material original ​de este blog y NO ​descargando ​y compartiendo desde un blog externo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios.Más Información

ACEPTAR
Aviso de cookies