Tareas, juegos y descanso

Seguro que recuerdas tus buenas intenciones cuando estas apunto de empezar las vacaciones. Los proyectos que te vienen a la cabeza son muchos para rellenarlas, aunque luego vayan pasando los días uno tras otro y sólo hagas algunas de las que habías pensado, dejando otras para más adelante. El problema viene cuando van pasando eso días y aún no hemos hecho lo que pusimos en nuestra lista de tareas como algo realmente importante.

Tanto en esos momentos de vacaciones como durante el resto del curso debemos ser conscientes que tan importante es eso, como que dediquemos un tiempo a relajarnos un poco y despejar la mente en actividades de por ejemplo el País de los juegos que nos despeje del trabajo diario.

A veces podemos caer en el error de pensar que los niños están jugando todo el tiempo y que por ello cuando salen por la tarde, llega el fin de semana o las vacaciones deben seguir dedicando un tiempo a repasar lo aprendido y que pasar  tiempo jugando es una perdida de tiempo que repercutirá posteriormente en su aprendizaje. Sin embargo el juego es una parte esencial para su desarrollo. Tantas tareas, actividades extra escolares y responsabilidades pueden hacerlos caer en un estrés innecesario y perjudicial para su salud y su formación.

Por ello cuando los padres de mis alumnos me preguntan qué hacen en esos periodos sin clase, mi respuesta siempre es que si su trabajo lo han hecho donde deben hacerlo que es el aula, el resto del tiempo deben jugar, leer lo que les guste, o participar en actividades extraescolares en la que  disfrute  y poco más. ¡Qué mal maestro debo ser, que no mando deberes para la casa!. Pero sinceramente los críos tienen que jugar: solos, con amigos, en la calle, en internet, con vídeo consolas y sobretodo con sus padres.

¿Y qué tipo de juego?. Personalmente cuando la respuesta es… “juegos educativos”, “juegos para niñas“, “juegos para niños”… no puedo negar que no esté totalmente de acuerdo con que estos juegos estén presentes entre los que practiquen, pero hay otros no tan aceptados por pedagogos, psicólogos infantiles y demás profesionales y que pueden estar catalogados como no políticamente correctos. Juegos que practiqué de niño y que no me han convertido en un delincuente ni en un salvaje. Juegos como policías y ladrones (con pistolas de juguete) , churro pico tezna, (en los que saltabas y dejabas caer todo tu peso sobre el compañero que tenía que “amagar”),a la bombilla, u otros similares pero que hoy en día los tenemos en la pantalla del ordenador, tableta, o móvil y que, para algunos, parece que te vas a convertir en un criminal si juegas con ellos.

Si han cumplido con su parte del trabajo diario, el resto es jugar, que para eso son niños/as y ponte a matar marcianos con ellos, o juega al escondite o al corre que te pillo,  con lo que compartirás momentos en la vida de tu hijo/a mucho más importantes que los académicos.

​Si compartes este material:

​Nuestro material está bajo licencia Creative Commons BY-NC-SA 3.0 (c​lic para saber más)​​, bajo ​las condiciones de esa licencia ​puede ​​COMPARTIRLO en las ​REDES SOCIALES, WEB Y BLOG, pero ​en estos dos últimos casos enlazando al material original ​de este blog y NO ​descargando ​y compartiendo desde un blog externo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios.Más Información

ACEPTAR
Aviso de cookies