Como el barro

Como el barro, tus dedos artesanos
les moldean su ser y su conciencia.
Son esponjas que absorben tu experiencia
aprendiendo a vivir entre tus manos.

Es muy dura labor, mas no son vanos
los esfuerzos sin fin, ni la paciencia,
tus alumnos serán tu descendencia,
sembrarás sus principios más tempranos.

Cuando al verlos crecer, día tras día,
y en sus ojos te veas reflejado
sentirás la más íntima alegría.
Y al final de tus años, sosegado,
pensarás que tu vida no es baldía:
Hay personas de bien que tú has forjado.

Agustín Sánchez Martínez

​Si compartes este material:

​Nuestro material está bajo licencia Creative Commons BY-NC-SA 3.0 (c​lic para saber más)​​, bajo ​las condiciones de esa licencia ​puede ​​COMPARTIRLO en las ​REDES SOCIALES, WEB Y BLOG, pero ​en estos dos últimos casos enlazando al material original ​de este blog y NO ​descargando ​y compartiendo desde un blog externo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios.Más Información

ACEPTAR
Aviso de cookies